Le gâteau à la broche: una escultura que se come

En los Hautes-Pyrénées y en el Aveyron, no se cocina el pollo con una broche sino un pastel. Un pastel sin crema, mullido delicadamente perfumado, modelado con un arte encima de la llama viva.

/